Blogia
regalado.blogia.com

Día mundial del libro: 23 de abril. “Diplomacia del best-seller”

Día mundial del libro: 23 de abril. “Diplomacia del best-seller”

Un libro puede ser un excelente embajador y hasta mejor interlocutor que algunos de los presidentes que asistieron a la V Cumbre de las Américas.

Así podría afirmarse tras saber que Las venas abiertas de América Latina , de Eduardo Galeano pasó a los primeros lugares de venta en el sitio de Internet Amazon.com, después que el presidente de Venezuela Hugo Chávez le regalara un ejemplar al presidente norteamericano Barack Obama.

El libro subió como la espuma al 14 lugar de ventas, sin embargo, parece que el libro no gustó mucho a funcionarios de la presidencia de Obama, quienes lo describieron como una expresión de la llamada teoría de la depedencia que, consideran “ha contribuido a perpetuar los malos entendidos en el hemisferio”.

Se sabe que esos funcionarios, y el propio Obama hablan del borrón y cuenta nueva, algo así como “darle oreja” a las consecuencias del capitalismo en la región en un doble rasero que insiste en endilgar a todo proyecto socialista los mismos dogmas que el modelo soviético –como si cada nación no tuviera sus particularidades- matriz que multiplica la gran prensa occidental. Es la estrategia del miedo al lobo.

A pocas horas del 23 de abril: Día Mundial del libro – aniversario del fallecimiento de  Cervantes, Shakespeare y el  Inca Garcilaso de la Vega- esta noticia de Las venas abiertas de América confirma los largos pies que tiene la letra impresa, aunque hay que decir que también se puede bajar de Internet.

Un buen homenaje para el Inca Gracilaso de la Vega, nacido en El Cuzco el 12 de abril de 1539, le enseñaron el quechua y aprendió toda la grandeza del imperio incaico. Los comentarios reales, su famosa obra.

Si para conocer a los incas y las andanzas de España en este con tinente hay que leer a Garcilso, pues Galeano, siglos después reivindica el valor del libro, ese que es aliciente en cualquier larga espera, que sobrevive vendavales, o sirve de unión entre dos, como un fino galanteo en pleno corazón de la era ¿postmoderna?, o sólo en representación de lo más civilizado del homo sapiens sapiens.

Para grandes y comunes fines, para todo ello es viable el libro, si es bueno y dibuja una época, con su sociedad y sus gentes.

De los refranes que aparecen en la obra Los comentarios reales, de Garcilaso:  

“….Asimismo es de advertir que en mis tiempos, que fueron hasta el año de mil quinientos y sesenta, ni veinte años después, no hubo en mi tierra moneda labrada: en lugar de ella se entendían los españoles en el comprar y vender pesando la plata y el oro por marcos y onzas: y como en España dicen ducados, decían en el Perú pesos o castellanos: cada peso de plata o de oro, reducido a buena ley, valía cuatrocientos cincuenta maravedís. De manera que reducidos los pesos a ducados de Castilla, cada cinco pesos son seis ducados. Decimos esto, para que no cause confusión al contar en la Historia por pesos y ducados. De la cantidad del peso de la plata al peso del oro, había mucha diferencia, como en España la hay; más el valor todo era uno. Al trocar el oro por plata, daban su interés de tanto por ciento. También allí había interés al trocar de la plata ensayada por la plata que llaman corriente, que era la por ensayar”.

 

Imagen: Inca Gracilaso de la Vega

  

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres