Blogia
regalado.blogia.com

La casa de la décima

.

 

La casa de la décima de Pinar ha estado muy activa este verano  y así lo demostró este sábado 28. Tiene muchos seguidores la casa por ello reproducimos este escrito enviado por el poeta Lorenzo Suárez Crespo:

 

DE HOMENAJES Y RECONOCIMIENTOS

Con la premisa martiana de que el verso, por dondequiera que se quiebre, ha de dar luz y perfume, los poetas de la Casa de la décima Celestino García, de Pinar del Río, tuvieron suficientes motivaciones para enaltecer la noche de verano de este sábado 28 a orillas del Guamá al conjuro de las cuerdas y la magia de las improvisaciones.
Se realizó la presentación del libro Gerardo León, nunca me creí poeta y además se le rindió homenaje por sus fructíferos 83 años de vida al poeta pinareño y de Hispanoamérica Pablo León, próximo a cumplirlos el día 1 de septiembre.
Nos honramos con la visita de la Especialista del Centro Iberoamericano de la Décima y el Verso Improvisado Bárbara Hernández Tápanez, investigadora que hizo la presentación del citado libro y que ha sido de su propia autoría, ocasión más que meritoria para salvar del olvido y el desconocimiento a este poeta improvisador nacido en San Antonio de Río Blanco, en los términos de Jaruco, provincia Habana,  en el mes de abril de 1921 y que sin dudas constituye una estrella más del firmamento decimístico cubano en su más auténtica veta criolla.
La actividad contó con la presencia del joven poeta  Leandro Camargo y como siempre, muchos apasionados del verso improvisado y las canciones del folclor campesino.
En nombre de la Casa de la Décima se le expidieron diplomas de reconocimiento, plegables y libros a Bárbara y Camarguito por sus aportes, no solo a las instituciones promotoras de la estrofa mágica, sino al rescate, preservación y promoción de la malara cubana en todas sus latitudes.
Entre los plegables aparecían los de los poetas locales, selección de toda la provincia, así como los tres poetas de apellido León: Gerardo, Pablo y Eugenio Vicente, unidos por el hilo mágico de la admiración que suele rendirle el pueblo a sus astros en el punto cubano.
Solistas Jesús Suárez (Diamante Pinareño), Alberto, Márquez, Adriel, y otros deleitaron al público con sus canciones acompañados por Fulgor Campesino mientras que el declamador Oscar Santana asumió en versos octosílabos un hermoso canto a Pinar del Río, tema que inspiró también al Diamante Pinareño para una de sus más recientes creaciones y que fuera estrenada en este Ranchón de los Poetas, Pinar, un paraíso para soñar.
El momento literario fue propicio además para presentar los nuevos títulos llegados del Frente de Afirmación Hispanista de México y la entrega de plegables a personas que se destacan por su asidua participación en nuestras actividades y su colaboración.
Leandrito accedió a las peticiones del público para regalarle sus joyas de repentismo.
Secciones como las tonadas, el pie forzado, las controversias y el piropo cantado ocuparon espacios en una noche de evocaciones y exaltación lírica cuando el verano casi nos dice adiós con sus vapores y sus pertinaces lluvias ante un río zigzagueante y largo que atraviesa la ciudad en un canto a la naturaleza y a la vida desde el móvil espejo de su silencio.
Emotivas malaras fueron improvisadas, entre otros, por los invidentes José Lorenzo Delgado y su esposa Cira para festejar la presencia de Leandro y Barbarita.

CIRA:

A Leandro y Barbarita
hoy les profeso mi fe
y como un Cristo de pie
mi palabra resucita.
Tan agradable visita
brilla muy dentro de mí
y cuando les canto aquí
bajo este Ranchón de guano
en la casa de Montano
sentimos a Naborí.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres