Blogia
regalado.blogia.com

CUANDO EL MOCHO BAJÓ DE LA LOMA

CUANDO EL MOCHO BAJÓ DE LA LOMA

Una universidad cubana en la montaña lo hizo descender de su vega en La Palma, a unos 70 kilómetros de la ciudad de Pinar del Río, en el extremo occidental de Cuba.

Cuentan que cuentan las lenguas, sobre todo las más veteranas, que en la laguna de Naranjo cercana a la casa del Mocho salen de noche dos perros que se ponen grandísimos.

Muchas historias fantásticas de aparecidos corren de boca en boca por aquellos sitios, y no es para menos.

Las anécdotas crecen allí por montones, más rápido que algunos cultivos que hace algún tiempo comenzaron a ir de mal en peor, pues el agua arrastró la materia orgánica de numerosas vegas que quedaban medio pelonas.

EL MOCHO

A Mario García, alias El Mocho, un campesino de la zona, el tabaco, el tomate, la yuca, el maíz y otros cultivos comenzaron a darle menos rendimientos, y su tierra emezó a perder materia orgánica.

Su olfato le dijo que tenía que bajar de su loma y acercarse a la ciencia.

Así lo hizo y fue a la facultad universitaria de Canalete –creada en 1990 para formar ingenieros de montaña- y pidió asesoramiento hace unos seis años.

Sus cultivos se lo agradecieron y ahora él es uno de los 30 campesinos que participan en el proyecto de fitomejoramiento, liderado por el Instituto de Ciencias Agrícolas de Cuba y que  se ha extendido a otras provincias de la isla.

Muchas técnicas les transmite la ciencia a los labriegos, hasta de biotecnología.

El proyecto lleva seis años en ejecución, pero debe esperar 14 para que se puedan validar sus resultados.

     
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres