Blogia
regalado.blogia.com

Huracanes y pobreza en la Florida

  Preocupa la pobreza ante los huracanes

Por VIVIANA MUÑOZ 

Personas hacen fila para recibir comida repartida por el Banco de Alimentos Daily Bread en el Northwest de Miami, en esta foto de archivo de noviembre del 2005.Alarmado por las estadísticas de pobreza en el sur de la Florida y un pronóstico de una temporada de huracanes muy activa, el Banco de Alimentos Daily Bread ha comenzado a pedir la ayuda de la comunidad para paliar el hambre en la región donde, aseguró, viven unos 800,000 desposeídos: 454,000 en Miami-Dade, 200,000 en Broward y 133,000 en Palm Beach.

''Muchos de ellos deben decidir si compran comida, o pagan el alquiler u otros gastos'', afirmó la directora ejecutiva de la entidad, Judith Gatti, quien agregó que tan sólo en este condado más de 295,000 niños viven en la pobreza.

Desde que el huracán Wilma devastó el año pasado zonas del sur de la Florida, el Daily Bread tomó como misión acudir hasta los lugares más recónditos para llevar alimentos a quienes tenían gran necesidad.''Pudimos ver su desolación'', argumentó.

''Y los rostros que la comunidad observó el año pasado por la televisión son los mismos rostros que los voluntarios del banco de alimentos vemos cada día; rostros de hombres y mujeres que realmente necesitan ayuda porque para ellos es imposible prepararse para la temporada de huracanes, comprar comida enlatada, baterías, contraventanas, gasolina, linternas'', dijo Gatti.''Queremos que las comunidad tome conciencia de este gran problema, que se sumen voluntarios, que aporten con comida y dinero, y que apoyen al banco de alimentos'', enfatizó.

Acompañada de los representantes estatales Ken Gottlieb y Eleanor Sobel, Gatti dijo que es el momento de que las personas comprendan la fuerza que pueden tener y los cambios que pueden lograr si se unen por esta causa.''Vivimos en un país y un estado de gran abundancia con el más alto estándar de vida en el mundo.

 ¿Por qué residentes de la Florida tienen que escoger entre poner comida en la mesa, pagar alquiler y comprar medicina? ¿Por qué hay todavía hambre en la Florida?'', se preguntó Sobel. ''Bueno, si uno se fija en los ingresos de mucha gente en el sur de la Florida, que gana el mínimo de $6.15 la hora o algo más, ve que no puede satisfacer todas sus necesidades.

La supervivencia diaria se convierte en una lucha de opciones'', recalcó.Gatti dijo que cada persona debe preguntarse cómo puede ayudar, si puede hacerlo dando dinero, tiempo o comida. A la vez, afirmó que la comunidad debe comenzar a buscar una solución para terminar con el hambre.

El banco de Alimentos distribuye 18 millones de libras de alimentos al año entre 800 organizaciones sin fines de lucro del sur de la Florida y de esa cantidad, el 43 por ciento es destinado a los niños.Algunas de las agencias, instituciones e iglesias que apoyan su labor son The Cosac Foundation, Redeemer Lutheran Church, PEER Center, International Faith Christian Fellowship. 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres